Viaje a Myanmar: Circuito Paraíso escondido

Duración 15 día/s, 12 noche/s
Desde 2.820 €
Ver disponibilidad
Gran Viaje: Paraíso escondido
DURACIÓN: 15 día/s, 12 noche/s
Desde 2.820 €
Ver disponibilidad
Prepárate para vivir una experiencia única por la increíble Myanmar.

Te espera una aventura increíble por uno de los lugares más desconocidos del planeta. Se trata de Myanmar, país situado en el sudeste asiático y que abrió sus puertas al turista hace relativamente poco. En él te encontrarás con monumentos fantásticos y con unos habitantes cuyo estilo de vida es sencillo y cargado de tradiciones muy arraigadas.

Itinerario

Día 1: España - Yangón. Myanmar ante ti

RÉGIMEN Sin comidas
Transporte Vuelo

Amanece en tu habitación y, mientras empiezas a ser consciente de que comienza un nuevo día, se dibuja en tu cara una sonrisa que lo dice todo: hoy te vas a Myanmar para conocer muy de cerca uno de los países más exóticos y desconocidos del sudeste asiático.

El viaje al aeropuerto te permite repasar mentalmente todo lo que quieres ver en este maravilloso viaje. Pero, no te apresures, Myanmar está lleno de sorpresas, así que deja un gran espacio a tu capacidad de sorpresa en un lugar cálido y acogedor en el que la amabilidad no es obligada, es casi una forma de vida.

Verás maravillas arquitectónicas del pasado y conocerás algunos de los capítulos más apasionantes de su historia reciente. Este país ha guardado muchos secretos durante las décadas en que ha estado gobernado por la Junta Militar. Ahora, ha llegado el momento de descubrirlos en Yangón, el Lago Inle, Mandalay o Bagan.

Día 2: Yangón. Yangón, que no Rangún

RÉGIMEN Sin comidas
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Ya has llegado. El avión toca tierra y acto seguido pisas por primera vez Myanmar. Tu viaje soñado comienza en Yangón, la antigua capital de la antigua Birmania. Muchas cosas han cambiado en las últimas décadas, sobre todo los topónimos del país, pero no te preocupes, la amabilidad de los birmanos es la misma.

Lo mejor es que tienes varias horas por delante para conocer esta ciudad a tu aire. ¿Por dónde empezar? Sin duda el dorado Buda de 6 metros de alto de la Pagoda Ngahtatgyi es muy buena opción. Su serenidad te impresiona, una sensación que se repetirá numerosas veces en este viaje.

También te han hablado muy bien del Museo Nacional de Yangón, así que te vas a visitarlo, para pasar después a un lugar más cotidiano, como, por ejemplo, el mercado de Bogyoke Aung San o el People’s Park, con sus verdes praderas que invitan a descansar un rato en ellas. Tampoco te quieres perder las vistas de la ciudad desde el piso 20 de la Torre Sakura o el tren que hace un recorrido de 3 horas por la ciudad y sus alrededores. Toda una inmersión en el día a día birmano.

Y si algo no puede faltar en este primer día es disfrutar de la vida nocturna de Yangón. Si te gusta pasear y comer en los mercadillos nocturnos, esta es tu ciudad. Prueba a hacerlo en Chinatown y vive una experiencia que no olvidarás: la gastronomía birmana.

Día 3: Yangón - Loikaw. La variedad étnica de Myanmar

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o vanVuelo
Visitas Panorámica de Loikaw
ALOJAMIENTO Hotel

Suena la alarma de tu móvil y te despiertas de un agradable sueño en el que revivías los momentos más sorprendentes de tu viaje a Myanmar. Te despiertas con una sonrisa, te vistes y te vas a desayunar, ya que hoy es el día en el que te tocará abandonar Yangón para conocer otro de los esenciales de este país: Loikaw, la preciosa capital del estado de Kayah, Te emociona saber que éste místico lugar conserva tradiciones muy arraigadas y que es una buena oportunidad para conocer una de las zonas más auténticas de Myanmar, ya que hasta hace bien poco esta provincia estuvo totalmente cerrada al turismo.

Cuando aterrices te llevaran al hotel y seguidamente haremos una visita al mercado de Loikaw (cerrado los días de luna nueva y lina llena). Además, esta visita te dará la oportunidad de descubrir la variedad de etnias que residen en esta ciudad, ya que es uno de los puntos frecuentados por los lugareños y conocer el Monasterio antiguo Haw Nan.

Almorzaremos en un restaurante local y después, ya por la tarde, visitaremos el Museo Cultural del Estado de Kayah, ya que será en él donde tendrás la oportunidad de conocer en profundidad la variedad étnica que reside en este país. Para finalizar la jornada pondremos rumbo a la Pagoda Taung Thone Lone, desde donde contemplaremos un espectacular atardecer.


Nota: En el caso de que el vuelo de Yangon a Loikaw no operase, tomaremos un vuelo de Yangon a Heho y el traslado a Loikaw se efectuará por carretera (almuerzo incluido en ruta en un restaurante local). Por la tarde daremos un paseo a pie por la ciudad.

Día 4: Loikaw. Disfrutando de la naturaleza

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Visita templos y/o pagodas
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy amaneces en tu cuarto día, el cual estará repleto de experiencias y aventuras. Desayuna y a la hora indicada te vendrán a buscar para comenzar una caminata por varias localidades de la zona Pan Pet con el objetivo de admirar la cultura y el día a día de los locales.

Luego será el momento de descansar y disfrutar de un almuerzo tipo picnic. Volverás a Loikaw para conocer la pagoda Taung Kwe Zedi. Aquí podrás admirar el atardecer. Luego volverás a tu hotel a descansar.

Día 5: Loikaw - Kakku - Lago Inle. Los encantos del río Inle

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Te levantas emocionado, ya que hoy se presenta un día de lo más divertido. Después de disfrutar de un desayuno típico birmano en Loikaw te desplazarás hasta Kakku. El viaje dura aproximadamente 5 horas, en las cuales podremos disfrutar de un paisaje increíble, que no nos dejará indiferente.

Una vez lleguemos a Kakku, podremos admirar un sin fin de stupas e imágenes de Buda que cuentan con cientos de años. Almorzaremos en un restaurante local y será por la tarde cuando lleguemos al Lago Inle, donde descubrirás una de las técnicas de pesca más antiguas de Asia, la de los pescadores de la etnia Intha. Te encantará este precioso enclave de Myanmar, ya que sobre el agua del lago hay unas 200 aldeas de casas flotantes y levantadas sobre palafitos.

Te sorprenderá cómo transcurre el día a día de los lugareños. Las calles de este emplazamiento son preciosos canales en los que flotan jardines llenos de cultivos, como por ejemplo verduras y hortalizas. En este punto del país es donde se elaboran muchísimas actividades artesanales como por ejemplo los preciosos tejidos de flor de loto y la madera picada, también conocida como cheroots.

Día 6: Lago Inle – In Thein – Lago Inle. Continúa la aventura

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Visita templos y/o pagodas
ALOJAMIENTO Hotel

Buenos días. Amaneces con ganas de conocer más. Desayunas y te preparas para seguir visitando lugares con mucha magia. El día comenzará con la visita a los pueblos Indein, el cual se encuentra a orilla del lago de Inpawkhon, y muy cerca de la pagoda Phaungdaw Oo.

Después de esta visita podrás almorzar en un restaurante local. Seguirás conociendo la zona, admirando los jardínes flotantes del lago y las pagodas. Y para finalizar el día visitarás el monasterio Ngaphechaung, un lugar con mucho encanto.

Día 7: Lago Inle - Heho - Mandalay. La increíble Mandalay

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Vuelo
ALOJAMIENTO Hotel

Te despiertas y te invade una sensación de paz y tranquilidad. Abres la ventana de tu hotel y ves las increíbles vistas del Lago Inle, con las casas flotantes y los lugareños dirigiéndose de un lugar a otro con sus pequeños barcos. Notas que estás hambriento, por lo que te diriges directamente a desayunar. Con el estómago lleno aprovechas las últimas horas que te quedan en este precioso enclave de Myanmar para descubrir algunos de sus tesoros.

Después de comer en un restaurante local, será el momento de subirte al vehículo que te llevará hasta el aeropuerto de Hecho. Ahí hay un vuelo esperándote para llevarte a tu próximo destino: Mandalay, una de las antiguas capitales del país. El rey Mingon fue quien la construyó, concretamente en el año 1859, y en el año 1861 relevó a la que hasta entonces había sido la capital de, Amarapura, cumplir las profecías de Buda en la que se predijo que en el año 2.4000 (1859 según nuestro calendario) se construiría una enorme ciudad budista.

No obstante, tienes que saber que durante la II Guerra Mundial este enclave fue víctima de muchos bombardeos que le provocaron muchísimos daños que tuvieron que alegrarse. Por eso, te encontrarás con una ciudad moderna fusionada con el espíritu de Buda.

Día 8: Mandalay - Mingun - Mandalay. Una ruta llena de tesoros

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Visita templos y/o pagodas Paseo en barca
ALOJAMIENTO Hotel

Después de un maravilloso despertar en Mandalay te embarcarás en un crucero por el río Irawadi, también conocido como río Ayeyarwady, donde podrás conocer cómo es el día a día de los pescadores y comerciantes que residen en esta zona. Durante el trayecto hasta Mingun, te encantará sentir como la brisa de este maravilloso país acaricia tu piel mientras vas navegando por este espectacular río. Te recomiendo que tengas los ojos bien abiertos y no pierdas detalle del precioso paisaje que está a tu alrededor.

Cuando llegues a Mingun visitarás algunos de los tesoros que exhibe esta zona. Uno de ellos es un conjunto de restos arqueológicos que están encabezados por la pagoda Pahtodawgyi. Este monumento no está terminado, y ahora te voy a decir por qué. Su construcción empezó en el año 1790 y el objetivo que fuera más alta que las pirámides de Egipto, pero desafortunadamente nunca se llegó a terminar. Los motivos no son del todo claros, pero a su alrededor giran dos hipótesis. Una de ellas señala que no se terminó por una superstición y la otra apunta que para construir una pagoda de estas dimensiones se necesitaba mucha mano de obra, un hecho que no agradó a los lugareños. A pesar de la incertidumbre que envuelve el alzamiento de este monumento, el proyecto fue abandonado en el año 1819.

En esta zona también podrás ver la campana de Mingun, considerada la más grande del mundo con 3,7 metros de alto y con un peso de 90 toneladas. Es aquí donde también descansa la Pagoda Myatheindan, que data del año 1816, de un color blanco puro y con terrazas que simulan olas.

Tras esta fantástica ruta almorzaremos en un restaurante local y después podrás visitar los talleres tradicionales donde se elaboran auténticas reliquias. Una de ellas es la producción del pan de oro que se utiliza para decorar las figuras de Buda. ¡Te aseguro que te va a encantar! Después de dirigirás hacia la Pagoda Kuthodaw, un espectacular recinto de color dorado que contrasta con las 729 estupas de color blanco que lo abrazan. Será aquí donde descubrirás el que se considera el libro más grande del mundo, y en cada una de las estupas podrás ver una página del Canon Pali, que incluye las enseñanzas del budismo Theravada.

Después de estas visitas será el turno de conocer otra de las joyas locales, en concreto el monasterio de madera de Shwenandaw de Mandalay, que data del siglo XIX. Este edificio es espectacular, ya que está construido solo con madera de teka, su tejado se divide en cuatro niveles y contiene una gran riqueza ornamental. Este recinto es lo único que queda del Palacio Dorado de Mandalay, ya que durante la II Guerra Mundial fue víctima de las bombas japonesas. Te resultará curioso saber que el Shwenandaw fue desmontado pieza a pieza para trasladarlo a otro lugar y, cuando finalizó el conflicto, se volvió a montar en su enclave original.

Día 9: Mandalay - Amarapura - Sagaing - Ava - Mandalay. Esenciales de Myanmar

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Visita templos y/o pagodas Paseo en coche de caballos
ALOJAMIENTO Hotel

Te despiertas en la habitación del hotel. Has tenido un sueño muy agradable en el que recordabas todos los momentos que viviste ayer. Te levantas de la cama y abres la ventana. ¡Menudas vistas! Te encanta lo que ves y no quieres que esta experiencia termine nunca. Por suerte, todavía te quedan varios días para seguir descubriendo este maravilloso país del sudeste asiático.

Después de desayunar conocerás una de las figuras religiosas más importante de Myanmar, el Buda Mahamuni, de unos cuatro metros de altura y cubierto por más de una tonelada de oro, así como de piedras preciosas que decoran su corona. Esta fascinante estatua tiene además muchísimas láminas de oro adosadas a su cuerpo puestas por los propios lugareños que adoran a Buda. Según cuenta la leyenda, ésta es la única figura original de Buda y se hizo durante su vida, entre el siglo VI y V a.C. No obstante, no se sabe exactamente cuál es su origen, ya que las investigaciones arqueológicas lo sitúan en el siglo II de nuestra era.

Tras esta visita te irás rumbo a Amarapura, antigua capital del reino birmano donde podrás vivir en primera persona cómo es el día a día de los monjes que habitan en esta zona, así como también de las monjas que, aunque residan en el mismo complejo viven en zonas diferentes. Además, la vestimenta de unos y otros también es diferente, ya que ellas van de color rosa y ellos de color rojo. Una de las curiosidades, es que los monjes no pueden cocinar y cada mañana salen del Monasterio descalzos para recoger las ofrendas, en forma de comida, que les traen los lugareños.

Tu ruta continuará por las colinas de la ciudad de Sagaing, donde están situadas cientos de espectaculares pagodas y monasterios que datan del siglo XIV. Te aseguro que te encantará admirar la maravillosa belleza que hay a tu alrededor, con una espectacular arquitectura y variados colores. Después será el momento de conocer algunas de las artesanías de los lugareños que residen en esta zona y de reponer fuerzas con un exquisito almuerzo típico del país.

Con el estómago lleno te embarcarás hacia Ava, capital del imperio de Birmania entre los siglos XIV y XIX, aunque antes su nombre original era Ratanapura. Te espera una experiencia muy divertida, ya que en un coche de caballos te desplazarás primero hacia el monasterio Okkyaung que data del siglo XIX y el monasterio de Bargayar, construido en el siglo XVI solo con madera de teka. No obstante, fue víctima de un incendio en el año 1821, por lo que se tuvo que volver a construir en un lugar diferente, donde está ahora. Actualmente este templo es un museo, pero también es la escuela de los niños que viven en las aldeas cercanas.

Después de estas interesantes visitas regresarás a Mandalay para ser testigo la puesta de sol mágica que se puede ver desde el puente de U-Bein, construido en el año 1851 sobre el lago Taungthaman. Se trata de una edificación espectacular, ya que está formado por más de 1.000 pilares y tiene una longitud de 1.200 metros. La historia que aguarda también es muy interesante, ya que se construyó con la madera que se rechazaba a la hora de levantar los palacios y templos de Amarapura, un material que también se utilizó para construir las vías del tren.

Día 10: Mandalay - Bagan. Objetivo: Bagan

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Barco
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy toca despedirse de Mandalay. Te ha encantado tu estancia en este maravilloso enclave. No obstante, hoy te espera un día que te llevará a otra de las maravillas de Myanmar: Bagan.

Después de desayunar te dirigirás al embarcadero para tomar un barco que te llevará por el río hasta nuestro destino. El almuerzo se realizará a bordo y será tipo picnic. Una vez lleguemos a Bagan, nos trasladarán al hotel donde tomaremos un merecido descanso.


Importante: los meses de abril a julio la operativa del barco puede cancelarse, en cuyo caso tomaremos un vuelo desde Mandalay con destino Bagan, motivo por el cual se aplicará suplemento. Consultar.

Día 11: Bagan. Miles de templos a tu alrededor

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Mercado Local Visita templos y/o pagodas
ALOJAMIENTO Hotel

Es un día muy esperado. Hoy te acercarás a uno de los lugares con un patrimonio histórico más importante, Bagan, cuna del antiguo Reino de Pagán, en el que sobreviven 2.000 de los 4.000 templos que llegaron a poblar esta zona. Sólo de pensarlo ya se te dibuja una sonrisa en la cara.

Pero antes de llegar a la zona de los templos podrás disfrutar de uno de esos lugares en los que las tradiciones y la vida cotidiana se unen para hacerte vivir una experiencia puramente birmana: el mercado local (excepto días de luna llena y luna nueva). Allí tus sentidos se llenarán de aromas y colores para seguir conociendo mejor a este pueblo amable y cercano.

Tu visita a los templos de Bagan comenzará con la Pagoda Shwezigon, del siglo XI, cuya estupa dorada puede verse desde lejos y que se encuentra rodeada de varios santuarios y templos. Y de ahí al templo Htilominlo, del siglo XIII, uno de los que mejores condiciones presentan a pesar del paso del tiempo y dedicado a la diosa fortuna por el rey del mismo nombre, para visitar después el monasterio elaborado en madera de teka minuciosamente labrada llamado Nat Taung Kyanung.

Aunque hayas leído algo sobre él, seguro que te sorprende la belleza del Templo de Ananda, el siguiente en tu visita a Bagan. Los exquisitos trabajos de los artesanos locales, concretamente de la etnia Mo, en estuco, madera, vidrio y piedra te dejarán con la boca abierta. Entre sus características figuran las cuatro estatuas de Buda cubiertas en oro de cerca de 10 metro de altura que alberga este templo, cuyo nombre significa ‘felicidad suprema’ y está dedicado a Ananda, primo de Buda

. También podrás admirar los templos de Sulamani Pahto, construido en el siglo XII, y el de Dhammayangyi, el más grande de este enclave religioso y construido bajo las órdenes del rey Narathu, cuya historia te hará estremecer por la crueldad que mostró a lo largo de todo su reinado. Y al final del día, un gran momento: disfrutar de la puesta de sol desde una colina. El broche de oro perfecto para un día inolvidable.

Día 12: Bagan - Salay - Monte Popa - Bagan. El sagrado Monte Popa

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Visita templos y/o pagodas Monte Popa
ALOJAMIENTO Hotel

Después de tu ritual matinal, en el que te despiertas, abres la ventana de la habitación para impregnarte de la energía positiva que se respira en este maravilloso país, y de llenar tu estómago con el delicioso desayuno birmano te dirigirás hacia Salay, una ciudad de aire colonial en cuyo interior descubrirás fantásticas maravillas arquitectónicas de la época de Baga, que se fusionan con otras más modernas como por ejemplo el monasterio de Yoke Sone Kyaung, construido en el siglo XIX con enormes tallas de madera y en el que también hay un museo dedicado a una de las grandes figuras literarias del país, U Pon Nya.

También visitarás la pagoda Shin Bin Sar Gyo y el espectacular Monte Popa, una pagoda construida en lo alto de un volcán, cuya última erupción fue en el año 442. Para los lugareños este enclave es muy especial, ya que es en él donde viven los 37 espíritus guardianes, llamados Nats, de la vida y la naturaleza. Para descubrir este lugar de peregrinación tendrás que subir una escalera de 777 escalones y durante el trayecto te acompañarán los curiosos monos que viven en este lugar. A la hora de subirlo tendrás que quitarte los zapatos y los calcetines e ir descalzo, ya que consideran de mal gusto ir a este lugar de culto calzado, aunque también es obligatorio llevar los hombros y piernas cubiertas. Una vez arriba, te aseguro que disfrutarás de unas vistas inigualables.

El almuerzo será en un restaurante local y después regresaremos a Bagan.

Día 13: Bagan – Yangón. Imprescindibles de Yangón

RÉGIMEN Desayuno, almuerzo y cena
Transporte Vuelo
Visitas Mercado Local Visita templos y/o pagodas
ALOJAMIENTO Hotel

Sí, es tu último día en Myanmar, pero prefieres no pensarlo. Es mejor disfrutar al máximo de una jornada en Yangón llena de sorpresas y compartir más experiencias con tus compañeros de viaje, que a estas alturas seguro que ya son buenos amigos.

Tras aterrizar en la antigua capital birmana irás al vibrante mercado de Bogyoke Aung San, conocido también por el nombre que le pusieron los británicos tras su construcción, el Scott Market. Te fascinarán sus colores, que querrás capturar con tu cámara. Es también un buen momento para hacer unas últimas compras pensando en los que no han tenido tanta suerte de acompañarte en este viaje.

Tras el almuerzo te espera un lugar espectacular, la Pagoda Chauk Htat Gyi, con una gran estatua de unos 60 metros de largo de Buda reclinado que es una copia realizada en 1966 del original de 1907. Lo que más te sorprenderá es la explicación: los birmanos consideran una gran falta de respeto dejar que las estatuas de Buda estén dañadas, así que es habitual que prefieran volver a construirla en lugar de restaurar la ya existente.

Y por último, prepárate viajero para una de las grandes joyas birmanas, la Pagoda Shwedagon. Se trata de una de las más grandes de todo el continente asiático y que reina en Yangón con su imponente estupa central dorada de 100 metros de altura. Nadie sabe con exactitud cuándo fue construida, pero la creencia popular es que tiene cerca de 2.500 años de antigüedad. Lo que sí es seguro es que es el lugar más sagrado de este país ya que en su interior se encuentran algunas reliquias de Buda, entre ellas 8 de sus cabellos.

Día 14: Yangón - España. La difícil despedida

RÉGIMEN Desayuno
Transporte Vuelo

El viaje ha sido increíble. Has podido conocer de cerca un exótico país del que has disfrutado en todas sus vertientes. Su patrimonio, sus paisajes, su gastronomía y, sobre todo, sus gentes, seguramente la mayor riqueza de Myanmar. El viaje hasta el aeropuerto estará teñido de una cierta tristeza.

Seguro que vas mirando a todas partes intentando capturar para siempre en tu cerebro las últimas imágenes de este país. El vuelo de vuelta servirá para afianzar aún más las amistades que, seguro, has forjado en este viaje y que te ayudarán a recomponer de nuevo todo el viaje en tu cabeza una vez hayas regresado a casa. Es el momento de empezar a planear una nueva aventura juntos.

Día 15: ¡Feliz viaje de vuelta!

RÉGIMEN Según itinerario
Transporte Vuelo

Hogar, dulce hogar. Es hora de volver a casa, enseñar las fotografías de los rincones por los que has estado, contar las experiencias que has vivido… Te deseamos un buen viaje de vuelta y ya sabes que si quieres repetir, puedes contar con nosotros.

Alojamientos previstos o similares

Los hoteles previstos según la categoría seleccionada serán los siguientes:

La categoría de los hoteles es semilujo y lujo.

Mercure Mandalay Hill Resort
Mandalay, Myanmar

Mercure Mandalay Hill Resort

Amazing Bagan Resort
Bagan, Myanmar

Amazing Bagan Resort

Paramount Inle Resort
Nyaungshwe, Myanmar

Paramount Inle Resort

La categoría de los hoteles es primera y primera superior.

Amazing Bagan Resort
Bagan, Myanmar

Amazing Bagan Resort

Best Western Green Hill Hotel
Yangon, Myanmar

Best Western Green Hill Hotel

Amazing Inlay Resort
Nyaungshwe, Myanmar

Amazing Inlay Resort

La categoría de los hoteles es turista y turista superior

Amazing Mandalay
Mandalay, Myanmar

Amazing Mandalay

Bagan Wynn Hotel
Nyaungshwe, Myanmar

Bagan Wynn Hotel

Nyaung Shwe City Inle
Nyaungshwe, Myanmar

Nyaung Shwe City Inle

Amazing Nyaung Shwe
Nyaungshwe, Myanmar

Amazing Nyaung Shwe

Paramount Inle Resort
Nyaungshwe, Myanmar

Paramount Inle Resort