República Checa: Capitales Imperiales

Vive la apasionante historia del corazón de Europa

explore Explorar circuito

República Checa: Capitales Imperiales

Duración Duración
8 días
Tipo de circuito Tipo de circuito
Circuito
Vive la apasionante historia del corazón de Europa
Recorre las principales capitales de Europa central y conoce su interesante pasado histórico a través de innumerables monumentos y atractivas tradiciones. Conoce la idiosincrasia de sus respetuosos pueblos que, marcados por el pasado reciente, miran con optimismo hacia el futuro. Un viaje por tres países que dibuja un recorrido imprescindible para conocer a fondo lo mejor de estas impresionantes ciudades.
Sumérgete en un apasionante recorrido por ciudades imperiales llenas de historia

Sumérgete durante ocho días en un apasionante recorrido por las grandes capitales de Centroeuropa. Praga será el punto de partida. En la capital de la Republica Checa explorarás una ciudad de cuento de principio a fin. En la conocida como Ciudad Vieja, Patrimonio Cultural de la Unesco, te sorprenderá el encanto de su plaza del Ayuntamiento, con su reloj Astronómico o la Iglesia de Tyn con sus afiladas Torres. Y cruzando por el mágico Puente de Carlos, llegarás al Castillo con la imponente Catedral de San Vito. Descubre la atmósfera de cuento que envuelve los monumentos de esta imprescindible ciudad.

“El recorrido por la gran llanura de Europa Central desembocará en Budapest, dos increíbles ciudades Bálticas bañadas por el Danubio, hoy fusionadas en una única urbe de cuento”

Durante tres días, en el ecuador del viaje, disfrutarás de la monumental Viena. La antigua capital del Imperio Austrohúngaro enamorará a los apasionados por el arte y música clásica, gracias a su cúmulo de obras arquitectónicas, entre las que destaca la Ópera o El Parlamento. El recorrido por la gran llanura de Europa Central desembocará en Budapest, dos increíbles ciudades bañadas por el Danubio, hoy fusionadas en una única urbe de cuento y conectadas mediante el puente de las Cadenas. ¿Estás preparado viajero?

Vive experiencias únicas

Descubre el itinerario

Plan de ruta
1 España – Praga. Bienvenido al antiguo reino de Bohemia
incluye
  • Cena
Ciudades visitadas
  • Praga
Artlovers, foodies, melómanos… Bienvenidos a esta experiencia inolvidable. Un recorrido por Praga, una de las ciudades más bellas de Europa y por paisajes que os dejarán sin palabras. Todo maridado con la deliciosa cerveza pilsen checa y su gastronomía llena de matices, y al son de las mejores obras del genial Mozart. ¡De 10! Te esperamos en el aeropuerto dos horas antes de la salida de tu vuelo y en apenas unas horas te encontrarás en la imponente Praga. Un autobús te trasladará al hotel, para que dejes el equipaje y te pongas a descubrir esta preciosa ciudad, Patrimonio de la Humanidad, cuanto antes. ¡Imposible un mejor comienzo! La Ciudad Vieja puede ser un genial punto de inicio ya que en ella se encuentran muchos lugares de interés. El reloj astronómico de la Torre del Ayuntamiento es todo un espectáculo marcando las horas en punto, ¡no te lo pierdas! Y después, sube a lo alto de la torre –o la de la Ciudad Vieja- y descubre las maravillosas vistas. No te pierdas los impresionantes frescos de la cúpula de la iglesia de San Nicolás, la ciudad ha dedicado hasta tres templos a este santo. Piérdete por Mala Strana, uno de los distrios más antiguos de la ciudad, y desvíate por las escaleras para bajar a la Isla de Kampa, un parque con mucho encanto y uno de los preferidos entre los locales. En Hradcany, el barrio del Castillo, no te puedes perder el Callejón de Oro y la Catedral de San Vito. Y, para terminar la jornada, ¿qué tal deleitarse con un suculento pato asado? Se trata de uno de los platos más tradicionales del país y, sorprendentemente, más desconocidos para los extranjeros. ¡Dobrou chu?! El puente de Carlos es otro de los imprescindibles en Praga. Sus treinta estatuas de bronce bien mereceden un paseo sin prisas, descubriendo los detalles de cada una de ellas. Y, sobre todo, no te vayas sin buscar la estatua de San Juan Nepomuceno y frotar sus pies. ¡Da suerte!
2 Praga. En el corazón de su barrio histórico
incluye
  • Desayuno
Ciudades visitadas
  • Praga
Visitas
  • Panorámica de Praga
Esperamos que hayas descansado bien, porque hoy te va a tocar caminar. Praga es perfecta para perderse entre sus callecitas y miles de rincones mágicos y maravillosos. La ciudad tiene algo especial que te atrapa, sea la época del año que sea. Repón fuerzas en el desayuno, porque te van a hacer falta. La visita panorámica a la ciudad te va a llevar por los lugares imprescindibles para conocer una de las ciudades mejor conservadas del Europa del Este: su placita del barrio antiguo, su archi conocido Reloj Astronómico (te podrías quedar horas mirándolo), las iglesias de Santa María de Týn y San Nicolás, la Plaza de Wenceslao y el puente de Carlos (en checo, Karl?v most), el más viejo de Praga, que atraviesa el río Moldava de la Ciudad Vieja a la Ciudad Pequeña, entre muchos otros lugares inolvidables. Después de comer,, podrás volver a perderte en los detalles del Reloj Astronómico o indagar otras caras de la ciudad. Visita opcional a Praga Santa. Nunca viene mal caminar por el barrio judío y sus diversas sinagogas. Si no eres especialmente sensible, te sugerimos dejarte caer por el cementerio judío, que recoge tantas históricas trágicas de miles de familias que vieron su destino frustrado por la historia. Acuérdate de no recogerte demasiado tarde, mañana Praga tiene mucho más que ofrecer. Pero esa ya es otra historia… ¡que descanses! Cuestión de temperamento: los estereotipos suelen reflejar realidades incómodas para quienes las sufren. En el caso de los checos, de los que se dice que suelen ser de trato seco, tiende a confirmarse con relativa frecuencia. Son personas educadísimas, eso sí, las formas siempre están presentes. Sin embargo, no esperes grandes muestras de afecto, sonrisas, expresión corporal o la típica amabilidad que es más fácil encontrar en España. No es nada personal contra ti, ellos son sencillamente así. Si vas a un restaurante, te atenderán limitando su interacción contigo a lo mínimo necesario. Pero no dejes que esto arruine tu opinión de los checos, porque afortunadamente hay loables excepciones que merece mencionar. En cuanto a su capacidad para hablar otros idiomas, no es frecuente que hablen inglés (no mencionemos el castellano). Los más jóvenes puede que intenten desempolvar los cuatro conceptos que aprendieron en la escuela, pero, los más veteranos, probablemente ni se esforzarán en pedirte que repitas. Tómalo con buen humor, porque de verdad que los checos son una gente extraordinaria. Almuerzo y cena (Opción Todo Incluido). Alojamiento.
3 Praga. La ciudad balneario de la República Checa o la Marbella del siglo XIX
incluye
  • Desayuno
Ciudades visitadas
  • Praga
¿Cómo estás? Parece mentira, pero ya has llegado a medio camino de esta apasionante aventura por las ciudades imperiales de Europa. Pero tú, tranquilo, que a este viaje todavía le quedan muchas sorpresas. Para el día de hoy tendrás dos opciones. Si quieres, puedes seguir descubriendo Praga y sus alrededores a tu ritmo, darle un chance la comida checa, perder la cabeza entre la infinita variedad de cervezas locales o visitar algunos barrios de las afueras. Si prefieres dejarte llevar, te animamos a que te incorpores a la excursión de hoy a la ciudad-balneario de la República Checa: Karlovy Vary. Las personalidades con mayor poder adquisitivo de toda Europa no dudaban en poner rumbo a esta hermosa ciudad para tratar sus males físicos o, simplemente, para dejarse ver. Las aguas termales de sus ríos subterráneos son conocidas por sus propiedades medicinales. El río Teplá, que cruza la ciudad, está flanqueado por inolvidables columnatas y construcciones de una belleza arquitectónica indescriptible. Todos sabes que estar cerca del agua da mucha hambre… pues, ¡perfecto! Porque vas a disfrutar de una comida con auténtico sabor checo. Tendrás bastante tiempo después del almuerzo para pasear por las calles y paseos de la ciudad… Pero no pierdas el sentido del tiempo, que hoy por la noche, podrás disfrutar de una última noche en Praga. Y, ya sabes, lo que pasa en Praga, se queda en Praga. Si bebes, no conduzcas… No te apures, en Praga no necesitas ni coche ni caminar demasiado, ya que su sistema de transporte público funciona bastante bien. Como visitante, hay tres estaciones de metro prioritarias: Staremesto, Malastranska (sabemos que vas a querer hacer alguna broma con este nombre) y Mustek. La primera será, con toda seguridad, tu parada más recurrente, porque es la más céntrica. No te hagas el pillo y asegúrate de comprar tu billete antes de montar. Aunque no hay torniquetes de acceso, los revisores pasan con frecuencia y, si no llevas tu billete, ni toda la gracia ibérica del mundo te va a salvar de una buena multa. Ah, otra cosa, cuando compres el billete, asegúrate de validarlo en las otras maquinitas que encontrarás en los andenes. Una cosa es comprar el ticket y otra validarlo, que es básicamente sellarlo con la información de cuándo y dónde has cogido comenzado tu recorrido. Almuerzo y cena (Opción Todo Incluido). Alojamiento.
4 Praga - Cesky Krumlov - Viena. Bienvenido a un certamen de belleza… Pero de castillos
incluye
  • Desayuno. Almuerzo. Cena
Ciudades visitadas
  • Cesky Krumlov
  • Viena
Oh, Praga, nos vemos pronto. Na shledanou (“adiós” en checo). Asegúrate de que repones fuerzas en el desayuno que la aventura continua y no bajamos el ritmo. Seguimos rumbo al sur, cruzando algunos de los paisajes más bucólicos de Europa, entre campiñas, bosques, lagos y montañas de un verde arrollador. A dos horas de Praga, haremos una paradita obligada a la bohemia Cesky Krumlov, una pequeña ciudad de corte medieval que te hará sentir que has viajado en el tiempo, donde almorzaremos. El río que baña la ciudad es el mismo que cruza Praga, el río Moldava. Tendremos unas cuantas horas para conocer por nuestra cuenta la Ciudad Vieja, el barrio de Latran, la Iglesia de San Vito, la columna de la Peste, sus animadas galerías comerciales, sus coloridas fachadas… y el castillo. No, espera, nos referimos a “EL – CASTILLO”. Este complejo monumental palaciego es tan extraordinariamente bonito que es capaz de rivalizar con el que ya visitamos hace dos días en la capital. Bañada también el río Moldava, tendremos tiempo libre para conocer la Ciudad Vieja, el barrio de Latran y, sobre todo, su imponente Castillo medieval un complejo palaciego que rivaliza por su belleza con el que ya visitamos hace dos días en la capital bohemia. Desde el propio castillo, obtendrás una vista panorámica de 360º de la ciudad. Durante la visita al Castillo tendremos la oportunidad de disfrutar de una maravillosa panorámica de Cesky Krumlov. Tendrás la sensación de que, después de visitar cada lugar, un pedacito de alma se te queda allí… porque cada lugar de esta hermosa ruta es absolutamente inolvidable y único. Rumbo a Viena, los paisajes te hipnotizarán con su incomparable verdor. Si tienes la suerte de viajar en invierno, las cumbres nevadas protagonizan un espectáculo natural asombroso. ¡Pero qué bonita es Europa central! ¿Castillo o Palacio, en qué quedamos? Vamos por partes, para que un monumento sea considerado “palacio”, debe ser una construcción lujosa, donde reside una persona de alto rango político, real o religioso, entre otros. Suele ser, por decirlo rápido y mal, una casa muy suntuosa, con todo tipo de lujos, y que además suele estar situada dentro o cerca de una ciudad. Un “castillo” es un tipo de fortaleza de carácter defensivo, construido en general por la realeza en la Edad Media, y en un entorno rural. El caso del castillo de Cesky Krumlov toma elementos de ambos, de castillos y palacios, y hoy por hoy, es el segundo complejo palaciego más importante y grande de la República Checa. Originalmente, construido en el siglo XIII en estilo gótico, y ampliado en el XIV y XVI en estilo renacentista. Aunque tiene una torre de corte palaciega, también tiene elementos de castillo, como los fosos. Así que parece que este complejo no quiso renunciar nada y ya nació con voluntad de ser uno de los monumentos históricos más importantes de Europa central.
5 Viena. Siguiendo los pasos de la Emperatriz Sisi
incluye
  • Desayuno.
Ciudades visitadas
  • Viena
Visitas
  • Panorámica de Viena
Después de desayunar, la capital del antiguo Imperio Austrohúngaro nos espera. Una interesantísima visita panorámica por la ciudad nos llevará por la conocida Ringstrasse, o calle circular. Consiste en un recorrido de unos 5 kilómetros, a lo largo de los que encontrarás algunos de los monumentos más representativos de la ciudad: el Parlamento de Austria, la Ópera, la Iglesia Votiva, los Museos de Historia del Arte y de la Historia Natural, el Ayuntamiento o la Bolsa, entre muchos otros. Y es que no te va a dar tiempo a guardar la cámara en ningún momento, porque Viena es una ciudad preciosa. Pasearemos por la zona peatonal de la catedral de San Esteban, los patios del Palacio Imperial de Hofburg y la calle Karntner Strasse o el Graben con la Columna de la Peste. Después de este intenso y agradable paseo, toca descansar. Elige algún restaurante tradicional y piérdete en su carta. Los foodies podrán ponerse las botas con las delicias locales y dejarse sorprender por las refrescantes cervezas de destilación regional.Almuerzo opción TI. Por la tarde, tendrás la opción de unirte a una visita a la Ópera más famosa del mundo y conocer el Palacio de Schönbrunn, la antigua residencia de verano de Francisco José y la famosa Sisi, donde se protagonizaron muchos de los capítulos más relevantes de la vida de la Emperatriz más conocida del mundo. En la noche si lo deseas podrá sisitir opcinalmente a un concierto vienes con el vals como protagonista. Eso sí, asegúrate de que adquieres tu entrada con anticipación. Y entre emperatrices y valses, llegamos al final de nuestro primer día en Viena. Mañana, más y mejor. ¡Gute Nacht! Viena es la excusa perfecta para romper la dieta. Obvio, todos lo sabemos, Viena es conocida por su variedad y calidad de salchichas y sus tartas de chocolate, pero saliendo de las opciones básicas, las influencias alemanas, húngaras, italianas y checas, han derivado en una oferta gastronómica ideal para los paladares más exquisitos. Si te gusta la carne, un “Wiener schnitzel” (escalope empanado de ternera), un “tafelspitz” (carne de buey) o un “rindsupper” (sopa de carne) serán tus mejores opciones. Con pescado, ofrecen “forelle nach Müllerin Art” (trucha a la molinera) y los vegetarianos no se quedan sin opciones, con el “topfenkolatsche” (rollito de hojaldre relleno de queso) o “kasnudeln” (pasta rellenita de queso, menta o ciruelas). Y, ¿qué decir de los postres? Son para perder la cabeza: las “vanillekipferl” (galletitas de vainilla y avellana), “sachertorte” (tarta de chocolate negro con mermelada de albaricoque) o el clásico “apfelstrudel” (o pastel de manzana). Opciones no te van a faltar… ¡Guten Appetit!
6 Viena – Budapest. De las llanuras europeas a los Cárpatos
incluye
  • Desayuno. Almuerzo. Cena
Ciudades visitadas
  • Budapest
Después de haber conquistado el corazón de Viena, seguimos nuestro rumbo a Budapest. Pero, espera, antes de marcharnos, tendrás unas cuantas horas para volver a los lugares de la ciudad de Viena que más de hallan gustado o de visitar aquellos que aún tuvieras pendiente. Si el clima es agradable, puedes acercarte al parque de la ciudad, Prater, que, además de tener un parque de atracciones, es una vasta extensión de terreno verde con praderas, bosques y un lago, todo excepcionalmente cuidado. Podrás dar un paseo, patinar, alquilar una bici o montar a caballo. La decisión es tuya. Y, para despedirte de Viena, nada como una buena salchicha austríaca y un suculento pedacito de tarta de chocolate o de manzana. La comida estará incluida. Ahora sí, no hay vuelta atrás, nos vamos. Pero sólo para seguir avanzando por esta aventura con sabor tan europea. En apenas 3 horas de recorrido, cambiamos de país, de ciudad, de historia, de carácter y de paisaje. Al llegar a Budapest, entenderás porqué esta forma parte de los cuatro ases imperiales de Europa. ¡Bienvenido a Budapest, viajero, fogadtatás! La identidad de Hungría como pueblo viene definida por su historia. Es conveniente hacer un repasito por la historia reciente del país para entender a dónde llegamos. Dos de dos: participaron en dos guerras mundiales y en ambos casos, estuvieron del bando perdedor. Posteriormente, cuarenta años de azote comunista tras la ocupación rusa. Y nuevamente dos… dos revoluciones fallidas que dejaron un sentimiento de perdedor, de derrota colectiva. La baja autoestima nacional es todo un fenómeno sociológico. Sin embargo, en contra de esta pobre identidad nacional, los húngaros preservan sus tradiciones y valores como si les fuese la vida en ello, como un intento de mantener vivo lo único que les queda. Todo este halo sombrío del pasado ha dejado huella en el carácter húngaro. Eso sí, les encanta el arte, la música y la repostería. No suele saber otros idiomas, pero suelen ser agradables en trato, si te acercas a preguntar algo. Hablando se entiende la gente o, en el caso húngaro, con voluntad se entiende la gente.
7 Budapest. Dos ciudades unidas por un río
incluye
  • Desayuno. Almuerzo.
Ciudades visitadas
  • Budapest
Visitas
  • Panorámica de Budapest
Ponte las botas para desayunar porque el ascenso al Castillo de Buda exige bastante esfuerzo físico. No te preocupes, nada que varios miles de turistas hagan cada día… Pero bueno, la ciudad es grande y hoy el día comienza con una visita panorámica entre la Plaza de los Héroes, que conmemora las 7 tribus originales de la actual Hungría, el puente de las Cadenas, el Bastión de los Pescadores y sus inmejorables vistas de Pest, y, por supuesto, el Castillo de Buda… Todo lo que podamos contarte de este enclave se queda corto. Es, sencillamente, magnífico. Budapest se ha ido esculpiendo y destruyendo, y levantando y destruyendo, y renaciendo… cual Ave Fénix, a través de sus siglos de historia. Almuerzo. Por eso, para entender mejor la importancia de la historia en la ciudad que visitarás hoy día, te recomendamos unirte al circuito opcional “Budapest Histórica”, una ruta inolvidable entre las luces y las sombras de esta ciudad que llega al corazón. Y, ¿por la noche? No te pierdas esto, los dramas del pasado quedaron atrás porque hoy, Budapest es uno de los destinos más importantes para los amantes de una buena fiesta. Los party-makers encuentran en la ciudad todo lo que necesitan: variedad de alternativas de ocio, a un precio imbatible. Nuestra propuesta, te lleva a un divertido paseo por el Danubio, donde asistirás una Goulash Party, con comida, bebida y espectáculo.
8 Budapest – España. Feliz regreso a casa
incluye
  • Desayuno
Ciudades visitadas
  • Budapest
Día de regreso a casa. Contaremos con tiempo libre antes del traslado al aeropuerto para tomar el vuelo de regreso a casa.

Conoce un poco más de Austria, Hungría y República Checa

Indispensables para tu viaje
DOCUMENTACIÓN NECESARIA
Como país miembro de la Unión Europea o del Acuerdo Schengen, pacto por el que se suprimen los controles de aduanas en las fronteras comunes, los ciudadanos que pertenezcan a algún país de la Unión Europea solo necesitan llevar consigo el DNI o el pasaporte en vigor. Los menores deberán viajar obligatoriamente con su propia documentación. Se recomienda no viajar con una documentación que pierda su validez antes de tres meses desde la entrada del país. Otras nacionalidades, rogamos consulten en las embajadas y consulados en sus países de origen los requisitos actuales de entrada al país. Los viajeros que quieran viajar con su propio coche o si tienen previsto alquilar uno, deberán viajar con el carnet de conducir y la Carta Verde.
Aduanas
En caso de necesitar información o para consultar sobre el transporte de productos especiales, pueden dirigirse a la Agencia Nacional de Aduanas del país o consultando el portal de la Unión Europea.
Moneda

Austria

La moneda oficial es el euro(€). Puede que al retirar efectivo se le aplique alguna comisión bancaria. Antes de viajar, le recomendamos consultarlo con su entidad.

Tarjetas de crédito

Los cajeros automáticos se encuentran sin problemas por todos los países y aceptan tarjetas de crédito de uso más común (Visa, MasterCard, Maestro, Cirrus, American Express, etc.). También en la mayoría de los establecimientos, restaurantes y hoteles suelen permitir el pago con tarjetas de crédito y débito. En zonas rurales o enclaves especialmente pequeños, es aconsejable disponer de dinero en efectivo. Recuerde que para alquilar un coche se necesita presentar siempre una tarjeta de crédito en vigor. Para evitar problemas desagradables, lo mejor es apuntar en un papel o en el móvil los teléfonos de las entidades emisoras de tus tarjetas de crédito. Así, si se da el caso de que pierdas o te roben alguna, podrás llamar inmediatamente a tu banco y pedir que la bloqueen.


Hungría

La moneda oficial en Hungría es el Forinto, divisa cuya abreviatura es HUF. Numerosos comercios turísticos aceptan euros, pero suelen aplicar cambios desfavorables.

Tarjetas de crédito

En la mayoría de los establecimientos, restaurantes y hoteles suelen permitir el pago con tarjetas de crédito y débito. En zonas rurales o enclaves especialmente pequeños, es aconsejable disponer de dinero en efectivo. Recuerde que para alquilar un coche se necesita presentar siempre una tarjeta de crédito en vigor. Para evitar problemas desagradables, lo mejor es apuntar en un papel o en el móvil los teléfonos de las entidades emisoras de tus tarjetas de crédito. Así, si se da el caso de que pierdas o te roben alguna, podrás llamar inmediatamente a tu banco y pedir que la bloqueen.

Tasas y Divisas

Es obligatorio hacer una declaración si se entra en Hungría con 10.000 euros o más.

En Budapest hay una tasa municipal de alojamiento por persona y día que debe ser abonada por los clientes directamente en los hoteles.


República Checa

La moneda oficial de la República Checa es la corona checa.

Tarjetas de crédito

Los cajeros automáticos están en todo el país y casi todos aceptan tarjetas de crédito de uso más común (Visa, MasterCard, Maestro, Cirrus, American Express, etc.). Para evitar problemas desagradables, lo mejor es apuntar en un papel o en el móvil los teléfonos de las entidades emisoras de tus tarjetas de crédito. Así, si se da el caso de que pierdas o te roben alguna, podrás llamar inmediatamente a tu banco y pedir que la bloqueen.

Tasas y Divisas

No existen restricciones a la importación de moneda, sea local o extranjera.

En Praga se aplican tasas turísticas de alojamiento que se pagan en el hotel.

SALUD

No hay ninguna vacuna que sea necesaria. Antes de realizar el viaje, se recomienda contratar un seguro privado. Los ciudadanos de la Unión Europea que dispongan de la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) expedida por las autoridades sanitarias de cada país tienen derecho a una asistencia médica imprescindible, y la compañía de seguros no pagará el coste que supere el límite de esta asistencia imprescindible. Si el viajero debe ir al hospital, se recomienda acudir siempre con el pasaporte, la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) y las tarjetas de crédito. Si necesita más información puede ponerse en contacto con los servicios de la Seguridad Social o seguro médico privado de su país. Si requiere viajar o comprar algún medicamento, intente viajar siempre con el embalaje y la receta original expedida por su médico.

Los extranjeros quizá tengan que pagar por adelantado algún tratamiento médico que, posteriormente, les reembolsaran su compañía sanitaria ya sea pública o privada. Para ello, es necesario guardar toda la documentación y facturas originales.

Información general
Idioma

El idioma oficial es el austriaco aunque los ciudadanos suelen hablar perfectamente el alemán e inglés. En Austria, se hablan también varios dialectos.

El idioma oficial en Hungría es el húngaro. En el sector turístico suele hablarse el inglés y el alemán.

El idioma oficial en Chequia es el checo.

Corriente eléctrica
La corriente eléctrica es de 220 voltios a 50 Hz. Los enchufes son de tipo europeo (de clavijas redondas), iguales que en España.
WiFi

Casi todos los hoteles austriacos ofrecen conexión a Internet (WiFi) para conectarse desde el ordenador, el móvil o la tableta. En los principales restaurantes y bares se suele ofrecer WiFi gratis. La mayoría de los hoteles suelen tener ordenadores con conexión a Internet para uso de sus clientes tras el pago de una tarifa por minutos.

Hora local

La hora oficial de Hungría y República Checa es GMT+1, es decir, la misma que en la España peninsular y Baleares. En cambio Austria, cuenta con una hora menos respecto a la España peninsular y a las islas Baleares. Austria tiene la misma hora que las Islas Canarias.

Clima

Austria cuenta con un clima centroeuropeo moderado, las temperaturas medias suelen oscilar entre los 20º C en verano de media y los 0º C de media en invierno. El país, cuenta con tres áreas climáticas destacadas. El Este, se caracteriza por veranos calurosos e inviernos moderadamente fríos. En las regiones alpinas encontraras una climatología de veranos cortos e inviernos largos. El oeste, con influencias atlánticas y el sureste con un clima más continental completan el mapa climatológico. Para excursiones de alta montaña es imprescindible informarse antes sobre la situación meteorológica, las condiciones de la nieve y el peligro de aludes.

El tiempo en Hungría es variable como consecuencia de la situación geográfica del país, colocado en el punto de encuentro de los climas continental euro-oriental, del oceánico euro-occidental y del subtrópico mediterráneo. Lo normal es que en invierno haga mucho frío y haya pocas horas de luz, mientras que en verano es habitual el calor intenso, con máximas por encima de los 30 grados e incluso a veces alcanzando los 40. En esta época del año, amanece muy pronto –en torno a las cinco de la mañana- y anochece más pronto que en España –sobre las 20.30 horas-. Las precipitaciones son, en general, escasas y están concentradas sobre todo al final de la primavera y a principios del verano.

El clima está condicionado por la posición geográfica del país. Al estar enclavado por barreras montañosas, tiene un carácter continental, aunque en la zona oeste es más moderado. Las estaciones están muy marcadas en la República Checa. La primavera suele ser fría con apenas diez grados centígrados hasta finales de mayo. Los veranos son bastante calurosos, con temperaturas medias de 17 grados centígrados, que se prolongan en agradables otoños. En septiembre aún hay clima caliente pero en octubre suelen bajar a 10 grados centígrados por las lluvias y las primeras heladas. El invierno ocupa prácticamente desde diciembre a febrero con temperaturas por debajo de cero.

right2
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Pulsando Acepto consideramos que aceptas su uso.