Escocia: Escocia e Inglaterra

Disfruta de un sorprendente itinerario entre Escocia e Inglaterra

explore Explorar circuito

Escocia: Escocia e Inglaterra

Duración Duración
12 días
Tipo de circuito Tipo de circuito
Circuito
Déjate llevar por este cautivador itinerario entre Escocia e Inglaterra
Viaja a la mayor de las islas británicas y descubre su fascinante patrimonio, su intrigante historia y su atrayente cultura. Ciudades vibrantes te invitarán a callejear sin fin. Inolvidables paisajes de costa y de montaña junto con idílicos castillos de leyenda avivarán tu imaginación para soñar como un niño. No te lo pienses y descubre ya este precioso itinerario por lo más cautivador de Escocia e Inglaterra.
Una ruta por lo mejor de Escocia e Inglaterra

¡Bienvenido, viajero! Comienza tu aventura en Escocia, un país de leyenda repleto de tradiciones, mitos y paisajes, que permanecerán para siempre grabados en tu memoria. Sigue los pasos del líder escocés William Wallace visitando el castillo y el puente de Stirling, testigos de numerosas batallas contra el invasor inglés. Vigila sigiloso en los alrededores del lago Ness y pregunta a los locales de Inverness por su misterioso monstruo. Disfruta del mejor scotch whisky en una de las destilerías más famosas del país. Y déjate deslumbrar por los acantilados kilt Rock en la preciosa isla de Skye. No suena nada mal ¿verdad?. Pues aún hay más, porque la cara urbana de este rincón del país, desde Glasgow a Edimburgo, te encandilará.

“En Chester, pasearás por calles medievales entre casitas de fachadas entramadas y fotografiarás el curioso reloj de Eastgate“

En el otro lado de la isla, bajo los colores de una bandera diferente, te encontrarás con Inglaterra. Para que puedas conocerla a fondo, el recorrido te propone un itinerario por algunas de las poblaciones más pintorescas y las ciudades más representativas. En Bath, en el corazón de la campiña inglesa, disfrutarás de las históricas termas romanas y elegantes edificaciones de arquitectura georgiana que componen el Royal Crescent. En Chester pasearás por calles medievales entre casitas de fachadas entramadas y fotografiarás el curioso reloj de Eastgate. En Stratford-Upon-Avon conocerás las casas vinculadas a la vida de William Shakespeare y en Cambridge visitarás su prestigiosa universidad y otras localizaciones que reconocerás de la saga de Harry Potter. El viaje no se acaba aquí, porque toca el turno de las grandes ciudades, desde la Liverpool de los Beatles a la inagotable Londres, con mil y un secretos por descubrir.

Vive experiencias únicas

Descubre el itinerario

Plan de ruta

Conoce un poco más de Escocia e Inglaterra

Indispensables para tu viaje
Documentación necesaria
Por el momento y hasta que los términos definitivos del Brexit no se decidan, los ciudadanos de la Unión Europea solo necesitan llevar consigo el DNI o el pasaporte en vigor para viajar a Inglaterra y Escocia. Aunque como el Reino Unido no forma parte del espacio Schengen, tendrán que pasar por los controles fronterizos correspondientes. Otras nacionalidades, rogamos consulten en las embajadas y consulados en sus países de origen los requisitos actuales de entrada al país.
Moneda
La moneda oficial en Inglaterra es la libra esterlina. Escocia también la tiene como moneda oficial, aunque también se pueden encontrar billetes de libras escocesas, que tienen el mismo valor.
Tarjetas de crédito

Los cajeros automáticos, llamados ATMs o Cash Machines, están en todo el país y casi todos aceptan tarjetas de crédito de uso más común (Visa, MasterCard o Cirrus). En la pantalla de los cajeros aparecerán los logos de las distintas tarjetas que acepta cada uno. También en la mayoría de los establecimientos, restaurantes y hoteles suelen permitir el pago con tarjetas de crédito y débito. En zonas rurales o enclaves especialmente pequeños, es aconsejable disponer de dinero en efectivo.

Para evitar problemas desagradables, lo mejor es apuntar en un papel o en el móvil los teléfonos de las entidades emisoras de tus tarjetas de crédito. Así, si se da el caso de que pierdas o te roben alguna, podrás llamar inmediatamente a tu banco y pedir que la bloqueen.

Divisas
No existen restricciones a la importación de moneda de países de la Unión Europea como el euro. Sin embargo, aquellas personas que viajen de países no miembros de la UE, deberán declarar toda cantidad superior al equivalente de 10.000 euros. Los viajeros podrán cambiar moneda extranjera en bancos, oficinas de correos, agencias de viajes y casas de cambio.
Salud

No hay ninguna vacuna obligatoria ni recomendada para viajar a Escocia o Inglaterra. Los ciudadanos de la Unión Europea que dispongan de la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) expedida por las autoridades sanitarias del cada país, tienen derecho a una asistencia a un costo reducido e incluso gratis. Las condiciones sanitarias son muy buenas. Es aconsejable contratar un seguro de viaje lo más amplio posible antes de entrar en el país.

Información general
Idioma
El idioma oficial en Inglaterra y en Escocia es el inglés. Aunque en Escocia también se puede escuchar escocés y gaélico.
Corriente eléctrica
La corriente eléctrica es de 220/240 voltios, 50 Hz en Inglaterra y 230 voltios,50 Hz en Escocia. Los enchufes son diferentes a los españoles, ya que tienen tres clavijas rectangulares, por lo que será necesario un adaptador.
WiFi
La gran mayoría de los lugares de alojamiento ofrecen conexión gratuita a Internet (WiFi) de alta velocidad. Además, se puede conseguir conexión en muchos cafés, centros públicos y atracciones turísticas.
Hora local
La hora oficial de Escocia y Inglaterra es GMT, es decir, una hora menos que en la España peninsular y Baleares.
Clima

El tiempo en Escocia es templado, variable y húmedo. En invierno, la temperatura media fluctúa entre los 2ºC y los 6ºC y en verano, entre 12ºC y 19ºC. Es decir, no es frecuente que haya épocas de temperaturas extremas, aunque siempre se pueden esperar días muy fríos en invierno, con temperaturas bajo cero, y días calurosos en verano, con termómetros por encima de los 20ºC. Y lluvia, siempre lluvia. No suele ser torrencial, sino más bien fina y pertinaz. Llueve todo el año, con un ligero aumento en diciembre, enero y julio, así que conviene no olvidar el paraguas o el impermeable, además de algún jersey y algo de ropa de entretiempo.

El clima de Inglaterra es bastante variable e impredecible, por lo que se recomienda estar preparado para todo en cualquier época del año. Si visitamos Londres durante el verano, es muy probable que necesitemos un jersey gordo o una cazadora y, lo que nunca puede faltar es un impermeable. Por otro lado, el clima no es extremo. Las temperaturas oscilan entre un mínimo de -10 grados en invierno y hasta 30 grados en verano. Son más bajas en el norte, donde las nevadas son habituales en invierno, y más suaves en el sur. En el oeste del país llueve más que en la zona este.

right2
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Pulsando Acepto consideramos que aceptas su uso.